PABLO Y EL SÁBADO
&Analizando la Enseñanza Bíblica &

Samuele Bacchiocchi, Ph D.,
Universidad Andrews
       Las armas más populares que se utilizan para atacar el sábado son los siguientes tres textos Pabloinos: Colosenses 2:14-17, Gálatas 4:8-11, y Romanos 10:4-5. De estas referencias, la que se ha atribuído mayor importancia es Colosenses 2:14-17, sobre todo por el hecho de que el texto habla explícitamente de algo clavado a la cruz (Col 2: 14) y advierte en contra de prestar atención a reglamentos con respecto a varias cosas, incluyendo "un sábado" (Col 2:16).

       Sobre la base de estos textos, prevalece el consenso histórico de que Pablo consideraba el sábado como parte de la Vieja Alianza que fue clavada en la cruz.[1] Pablo K. Jewett da ejemplo de esa interpretación histórica cuando escribe: "l]La declaración de Pablo (Col 2:16) llega muya  cerca de una manifestación, como cualquier ninguna otra cosa podría, de que enseñaba a sus conversos que no tenían obligación de observar el sábado del séptimo día del Antiguo Testamento".[2]

       Este punto de vista popular ha sido defendido y aprobado recientemente por el ex-sabatistas. Por ejemplo, al comentar sobre Colosenses 2:16-17, la Iglesia de Dios Mundial, afirma: "Bajo las leyes de Moisés, el sábado era una ley por la qual la gente era juzgada. Pero la crucificción de Jesús que ha cambiado eso. Ahora, el sábado ya no es una base para la juicio".[3] Lo que se deja implícito es que los cristianos ya no son considerados responsables de transgredir el mandamiento del sábado porque se trataba de una "'sombra' de lo que vendria".[4]

       En [i]Sabbath in Crisis[/i] [Sábado en Crisis], Dale Ratzlaff categóricamente afirma: "En todos los casos en las epístolas [de Pablo], donde existe [i]enseñanza sobre el día de reposo[/i], esa enseñanza sugiere que el sábado o socava la posición de los cristianos en Cristo, o no es esencial . . . . El Sábado se dice que es esclavizador. Observancia del sábado, y convocaciones relacionadas, hacía Pablo 'temer' que había trabajado en vano".[5] Ratzlaff va tan lejos como para decir que, de acuerdo con Pablo, "la observancia del sábado por los cristianos socava gravemente la Obra completada de Cristo".[6]
       ¿Adoptó Pablo esa posición firme contra el sábado, advertiendo contra los efectos perjudiciales de su observancia en su vida cristiana? ¿Entendía realmente el Apóstol que la observancia del sábado era algo tan peligroso? ¿De qué manera podría el acto de detener nuestro trabajo en el día de reposo para permitir que nuestro Salvador trabaje en nuestra vida más plena y libremente "socava gravemente la obra terminada de Cristo"?

       [b]Objetivos del presente capítulo[/b]. Este capítulo trata de responder a estas preguntas mediante el examen de la actitud de Pablo hacia el sábado como se refleja principalmente en Colosenses 2:14-17 y secundariamente, en Gálatas 4:8-11 y Romanos 14:5-6. Haremos todo lo posible para establecer si Pablo abogó la derogación o la permanencia de los principios y la práctica de observancia del sábado.
 

[b][size=12]PARTE 1

COLOSENSES 2:14-17: APROBACIÓN O CONDENA DEL SÁBADO?

(1) La herejía Colosense[/b]

       La referencia de Pablo a la observancia de "sábados", en Colosenses 2:16 es sólo un aspecto de la "herejía Colosense" refutada por Pablo. Es necesario, por tanto, determinar en primer lugar la naturaleza de las falsas enseñanzas que amenazaban privar de libertad los creyentes de Colosos (Col 2:18). ¿Eran estas enseñanzas ordenanzas moisaicas y pueden ser identificadas con el "acta de los decretos-[i]cheirographon[/i]", que Dios a través de Cristo anuló . . . quitándola de en medio y clavándola en la cruz"(Col 2:14)?
        La mayoría de los comentaristas define la herejía colosense como enseñanzas sincretísticas, que incorporaba tanto elementos helenísticos como judíos. Esa falsa enseñanza tenía un aspecto tanto [i]práctico[/i] como [i]teológico[/i].

       [b]Aspecto Teológico[/b]. [i]Teológicamente[/i], las "filosofías" (Col 2:8) estaban compitiendo con Cristo la obediencia del creyente. Su fuente de autoridad son las  "tradiciones de los hombres" (Col 2:8), y su objeto era impartir verdadera "sabiduría" (Col 2:3, 23), el "conocimiento" (Col 2:2-3; 3,10) Y la garantía de acceso y participación en la divina "plenitud" (Col 2:9-10; 1:19).

       Para alcanzar la plenitud divina, los cristianos eran instados a homenajear a los principados cósmicos (Col 2:10, 15), a "rudimentos del mundo" (Col 2:8, 20), y a los poderes angelicales (2:15, 18), siguiendo prácticas ritualísticas ascéticas (Col 2:11-14,16,17,21-22).

       A fin de obtener la protección de estos principados y poderes cósmicos, los "filósofos" colosenses instaban a los cristianos a ofrecer culto de adoración a los poderes angelicales (Col 2:15,18,19,23) y a seguir rituales y prácticas ascéticas (Col 2:11,14 , 16,17,21,22). Por ese proceso, uno se aseguraba de acceso y participación en la divina "plenitud--[i]pleroma[/i]" (Col 2:9,10, cf. 1:19). En esencia, entonces, el error teológico consistía en la interposición mediadores inferiores en lugar de la propia Cabeza, Jesucristo (Col 2:9-10, 18-19).

       [b]Aspecto práctico[/b]. El resultado [i]práctico[/i] de las especulaciones teológicas de los herejes colosenses era su insistencia en ascetismo y ritualidad estrictos. Eso consistía en "echar de vosotros el cuerpo pecaminoso carnal" (Col 2:11-aparentemente en el sentido de retirada del mundo); riguroso tratamiento del cuerpo (Col 2:23); prohibición, ya sea de gustar o tocar ciertos tipos de alimentos y bebidas (Col 2:16, 21), y una cuidadosa observancia de los días sagrados y temporadas de fiesta, luna nueva, sábado (Col 2:16).

       Cristianos presumiblemente eran llevados a creer que mediante someterse a estas prácticas ascéticas, no estaban renunciando a su fe en Cristo, sino más bien, que estaban recibiendo protección adicional y asegurándose pleno acceso a la plenitud divina. Esto puede inferirse tanto por la distinción de Pablo entre vivir de acuerdo con los "rudimentos del mundo" y "según Cristo" (Col 2:8) y por la insitencia del Apóstol en la supremacía del Cristo encarnado. "en él habita corporalmente toda la plenitud de la Deidad" (Col 2:9); los cristianos, por tanto, alcanzan "la plenitud-[i]pleroma[/i" de vida por no adorar a los elementos del universo, pero a través de Cristo, que es "la cabeza de todo principado y potestad"(2:10; cf. 1:15-20; 3:3).
       Este esquema simple es bastante para demostrar que el sábado no se menciona en el pasaje en el contexto de una discusión directa de la ley de la Vieja Alianza, como Ratzlaff defiende, [7], sino más bien, en el contexto de creencias y prácticas sincretísticas, que incluían elementos del Viejo Testamento. Presumiblemente este último proporcionaba una justificación para los principios ascéticos propugnados por los "filósofos" colosenses. No somos informados qué tipo de observancia sabática era promovido por estos maestros, sin embargo, sobre la base de su insistencia en el escrupuloso respeto a los "preceptos", es evidente que el día debía ser observado en un manera más rigurosa y supersticiosa.

       [b]La Circuncisión y el Bautismo[/b]. Para combatir las falsas enseñanzas arriba, Pablo prefirió exaltar la centralidad y superioridad de Cristo, que posee "la plenitud de la Deidad" (Col 2:9), y proporciona la plena redención y el perdón del pecado (Col 2:11-14). Para resaltar la certeza y plenitud del perdón de Cristo, Pablo utiliza tres metáforas: la circuncisión, el bautismo, y "el acta de los decretos" (Col 2:11-14).

       De las dos primeras metáforas, Pablo dice: "En él también fuisteis circuncidados con circuncisión no hecha a mano, al echar de vosotros el cuerpo pecaminoso carnal, en la circuncisión de Cristo; sepultados con él en el bautismo, en el cual fuisteis también resucitados con él, mediante la fe en el poder de Dios que le levantó de los muertos. Y a vosotros, estando muertos en pecados y en la incircuncisión de vuestra carne, os dio vida juntamente con él, perdonándoos todos los pecados" (Col 2:11-13).

       Para apoyar su argumento de que el sábado es parte de la Vieja Alianza clavada en la Cruz, Ratzlaff interpreta la referencia de Pablo a la circuncisión y el bautismo en este pasaje como una indicación de que la Vieja Alianza, de la que la circuncisión era la señal de entrada, se ha sustituido por la Nueva Alianza, de que el bautismo es la señal de entrada. "La circuncisión no sólo sirvía de señal de entrada a la antigua alianza, cómo Pablo muestra también como señalaba adelante a Cristo, pero no más siguiendo como una señal en la nueva alianza. En la nueva alianza el bautismo sustituye la circuncisión".[8]

       El problema con la interpretación Ratzlaff es su falta de reconocimiento de que Pablo no está comparando o contrastando la Antigua con la Nueva Alianza, pero afirmando los beneficios de la muerte y resurrección de Cristo a través de las imágenes de la circuncisión y del bautismo. Las imágenes de la circuncisión y del bautismo no son usadas por Pablo para discutir la Antigua y la Nueva Alianzas, sino para afirmar la plenitud del perdón de Dios, realizada por Cristo en la cruz y extendida por el bautismo a los cristianos. En efecto, la proclamación del perdón de Dios constituye la respuesta básica de Pablo a los que tratan de alcanzar la perfección por la someterse a la adoración de ángeles (Col 2:18) y de los "rudimentos del mundo" (Col 2:8) por medio de prácticas ascéticas.
 

(2) El Acta de los Decretos Clavada en la Cruz

       Para subrayar aún más la certeza y la plenitud del perdón divino, mencionados explícitamente en los versículos 11-13, Pablo utiliza una metáfora jurídica en el versículo 14, es decir, la de Dios como un juez "anulando,. . . quitando [y] clavando en la cruz. . . el acta de los decretos-cheirographon".

     ¿Ley Mosaica? ¿Qué es el "acta de los decretos-[i]cheirographon[/i]" clavada en la cruz? Tradicionalmente, se ha interpretado como la ley mosaica, con todas sus ordenanzas, incluyendo el sábado, que Dios supuestamente puso de parte y lo ha clavado en la cruz. Esta interpretación es defendida por Ratzlaff que escribe: "¿Cuál fue el "acta de los decretos", o de débitos, que se clavado en la cruz? En el contexto, Pablo ha estado hablando de la antigua alianza. Era el antiguo pacto 'contra nosotros'? Tenemos que recordar de nuestro estudio de la antigua alianza que una de sus funciones era actuar como un "testimonio" contra Israel si pecasen . . . (Deut. 31:26). La maldición asociada a la ley rompida y la capacidad de la ley para condenar son a la vez quitadas cuando Cristo fue clavado en la cruz. 'ninguna condenación hay para los que están en Cristo Jesús"(Rom 8:1).[9]
      Esta interpretación tiene varios problemas graves. En primer lugar, se hace un supuesto erróneo de que  el Antiguo Pacto fue "contra nosotros." Si eso fuera cierto, Dios sería culpable de crear un pacto que estaba en contra de Su pueblo. ¿Podría Dios de gracia y redención hacer algo tan injusto? Lo que estaba en contra de la gente no era el pacto, que es el compromiso de Dios para salvar, pero sus pecados, que fueron expuestos por la Ley. La razón porque no hay "ninguna condenación para los que están en Cristo Jesús" (Rom 8:1), no es porque Cristo clavó en la cruz "la capacidad de la ley para condenar", dejando así a la humanidad, sin principios morales, sino porque Dios envió a "a su Hijo en semejanza de carne de pecado y a causa del pecado, condenó al pecado en la carne; para que la justicia de la ley se cumpliese en nosotros, que no andamos conforme a la carne, sino conforme al Espíritu". (Rm 8:3-4).

      Aún más grave es la mala interpretación de Ratzlaff del "acta de los decretos" que fue clavada en la cruz. Él interpreta este documento como siendo la Antigua Alianza incluyendo el sábado, que Dios supuestamente puso de lado y clavó en la cruz.[10] Esta interpretación popular y tradicional ha sido ampliamente desacreditada por la erudición moderna al menos por dos razones. En primer lugar, como Eduard Lohse señala en su comentario sobre Colosenses, "en el conjunto de la epístola la palabra ley no se utiliza en absoluto. No sólo eso, sino que toda la significación de la ley, que parece inevitable para Pablo cuando presenta su evangelio, está enteramente ausente".[11]

      En segundo lugar, esta interpretación contraría el argumento inmediato destinado a probar la plenitud del perdón de Dios. La eliminación de la ley moral y/o ceremonial difícilmente concedería a los cristianos la seguridad del perdón divino. La culpabilidad no se elimina destruir códigos de ley. Esta última sólo dejaría la humanidad sin principios morales.

      La validez de estos comentarios es reconocido incluso por Douglas R. De Lacey, Profesor de Nuevo Testamento en la Universidad de Cambridge y contribuyente del simposio académico [i]From Sabbath to the Lord’s Day[/i][Del Sábado Para el Día del Señor[/i], que es en gran medida una respuesta a mi tesis [i]Del Sábado Para el Domingo[/i]. De Lacey escribe: "Bacchiocchi da gran énfasis al hecho de que el término [i]nomos[/i] [ley] está totalmente ausente de Colosenses, y si bien que su propia interpretación a veces no convence, él sin duda, tiene razón en su conclusión de que este pasaje no puede interpretarse como declarando que la propia lei mosaica fue 'anulada’ en la muerte de Cristo”.[12]

        [b]El Libro de Regisro de Pecados[/b]. El significado de [i]cheirographon[/i], que ocurre sólo una vez en la Escritura (Col 2:14), ha sido aclarada por los estudios recientes sobre el uso de la palabra en la literatura apocalíptica y rabínica.[13] El término se utiliza para designar el "libro de registro de los pecados" o un "certificado de pecado-endeudamiento", pero no ley moral o la ley ceremonial. Esta opinión está respaldada también por la cláusula "quitándola de en medio" (Col 2:14). El “medio”, o centro, es la posición ocupada en el centro de la corte o asamblea por el testigo acusador. En el contexto de Colosenses, el testigo acusador es el "acta de los decretos, o el libro de registro de los pecados, que Dios en Cristo ha borrado y eliminado para fuera de la corte.

       En esta osada metáfora, Pablo afirma la plenitud del perdón de Dios. A través de Cristo, Dios ha "anulado", "puesto de parte", y "clavado en la cruz" "el acta de los decretos que había contra nosotros" La base jurídica de las actas de los pecados era "los estatutos vigentes", o "reglamentos"([i]tois dogmasin[/i]), pero lo que Dios destruyó en la cruz no fue el fundamento jurídico (ley) de nuestro enredo en el pecado, pero el [i]registro por escrito[/i] de nuestros pecados.

       Al destruir las [i]evidencias[/i] de nuestros pecados, Dios también estaba "despojando a los principados y a las potestades" (Col 2:15) ya que no es posible para ellos acusar a los que han sido perdonados. No hay razón, por tanto, para los cristianos sentirse incompletos y buscar la ayuda de mediadores inferior, una vez que Cristo ha proporcionado completa redención y perdón.
       Se concluye, entonces, que el documento clavado en la cruz no es la ley, en general, o el sábado, en particular, sino más bien el registro de nuestros pecados. Cualquier intento de leer en este texto una referencia a la Ley o el sábado carece de contexto y apoyo lingüístico.

[Continuación en el próximo cuadro]

(3) ¿Aprovación ou Condenación de la Observância del sábado?
       Teniendo refutado las especulaciones teológicas de los falsos maestros colosenses por reafirmar la supremacia de Cristo e la plenitud de la redempción (Col. 2:8-15), Pablo se vuelve a alguns aspectos prácticos de sus prácticas religiosas, declarando: “Por tanto, nadie os juzgue en comida o en bebida, o en cuanto a días defiesta, luna nueva o días de reposo, todo lo cual es sombra de lo que ha de venir; pero el cuerpo es de Cristo” (Col. 2:16, 17).

   ¿Advertencia Contra el Sábado? Históricamente, este pasage há sido interpretada, como declarado por el propio Lutero, que “aqui Pablo abolió el sábado por nombre y la llamó una sombra ultrapasada porque el cuerpo, que es el propio Cristo, ya há llegado”.[14] Ratzlaff interpreta el texto según el mismo razonamiento, diciendo: “El contexto hace claro que Pablo es contra aquellos que están tratando de forzar sobre los colosenses la guarda del sábado e outras viejas convocaciones de la vieja alianza. Ellos no debían permitir que nadie los hiciesen sentirse culpados por [i]no[/i] obsrevarlos”.[15] El interpreta la declaración “Por tanto, nadie os juzgue . . .” como uma advertência de Pab en cuanto a días de fiesta, luna nueva o días de reposo, todo lo cual es sombra de lo que ha de venir; pero el cuerpo es de Cristo” (Col. 2:16, 17). El interpreta la declaracion, “Por tanto, nadie os juzgue . . .” como uma advertência de Pablo contra  as cinco prácticas mencionads, lo que incluye el sábado.[16]

       Esa interpretación está errada porque en este pasage Pablo adverte los colosenses no contra las observâncias de esas prácticas en si mismas, sino contra “nadie” ([i]tis[/i]) que hace juzgamento sobre como comer, beber e observar tiempos sagrados. El juez que pasaba juzgamento no es Pablo, sino los falsos maestros colosenses que imponían “preceptos” (Col. 2:20) sobre como observar essas prácticas a fin de alcanzar “duro trato del cuerpo; pero no tienen valor alguno contra los apetitos de la carne” (Col. 2:23).

       Douglas De Lacey, participante del simposio erudito [i]From Sabbath to the Lord’s Day[/i] citado antes, comenta correctamente: “El juez probablemente es un hombre de tendencias ascéticas que tiene objeciones a la manera de los colosenses comer y beber. La manera más natural de entender el resto del pasage no es que él también imponga un ritual de días de fiesta, sino que objeta a ciertos elementos de tal observación”.[17] Presumiblemente, el “juez” deseaba que la comunidad observase esas prácticas en un modo más ascéticos (“contra los apetitos de la carne”—Col. 2:23, 21); para decirlo más directamente, él deseaba que los creyentes colosenses tuviesen menos fiestas y más ayunos [en inglés esto forma un juego de palabras, “less feasting and more fasting”].

       [b]Aprobación del Sábado[/b]. Por advertir contra el derecho de los falsos maestros "pasar juicio" sobre la manera de observar los festivales, Pablo no está desafiando la validez de las fiestas como tal, pero la autoridad de los falsos maestros para legislar la forma de su observancia. La implicación obvia, entonces, es que Pablo en este texto no expresa una condena, sino una aprobación de las mencionadas prácticas, que incluyen la observancia del sábado.

       Es de señalar que incluso De Lacey llega a esta conclusión, a pesar de su opinión de que Pablo no esperaba que conversos gentiles observasen el sábado. Él escribe: "Aqui otra vez (Col 2:16), entonces, parece que Pablo podría [i]considerar tranquilamente la observancia del sábado . . . Sin embargo, interpretamos la situación, la declaración de Pablo ‘Que nadie os juzgue’, como indicando que normas rigurosas  no se establezcan sobre el uso de las fiestas"[18].

       Troy Martin, Profesor de la Universidad San Xavier, en Chicago, llega a la misma conclusión en un reciente artículo publicado en [i]New Testament Studies[/i] [Estudios del Nuevo Testamento]. Él escribe: "Este ensayo proporciona evidencia de que la comunidad paulina en Colosos, no los opositores, practica los esquemas esbozados por Colosenses 2:16. . . . Esta investigación de la función de la lista en Colosenses 2:16 indica que los cristianos colosenses, no sus críticos, participan de un calendario religioso, que incluye festivales, las nuevas lunas, y los sábados”.[19]
       Es alentador ver eruditos finalmente reconociendo que, en contra de la tradicional y popular interpretación defendida por personas como Ratzlaff, Colosenses 2:16 no es el golpe mortal de la observancia del sábado en el Nuevo Testamento, pero, al contrario, una prueba de su aprobación paulina. ¿Por qué Ratzlaff ignora totalmente la conclusión del Prof De Lacey (y otros), aunque utiliza el simposio como el principal recurso para su propio libro? Lo más probable es porque no desea que sus lectores aprendan acerca de todo lo que contradice su interpretación anti-sabática de Colosenses 2:16. Esta su metodología dificilmente refleja erudición responsable, lo que requiere el examen de opiniones opuestas antes de presentar sus propias conclusiones.

(4) La Forma de Observancia del Sábado

       ¿Cuál es la naturaleza de los "preceptos" que los falsos maestros colosenses promobían en relación con los alimentos y festivales, incluyendo el sábado semanal? Lamentablemente, Pablo nos da muy pocos frases como "afectando humildad y culto a los ángeles", "culto voluntario, en humildad y en duro trato del cuerpo"(Col 2:18, 23) y de sus enseñanzas--"No manejes, ni gustes, ni aun toques"(Col 2:21). Estas frases-llave  indican que los preceptos no derivan de la ley levítica, pues en ningún punto tal código legal contempla ese tipo de programa asceta. Aunque la designación de los festivales sea judío, la motivación y la forma de su cumplimiento se deriva de las ideologías sincretísticas paganas.        Eduard Lohse señala com mucha percepción que "En el contexto de Colosenses, el órden de mantener fiestas, luna nueva, y el sábado no se basa en la Torá, según la cual Israel recibió el sábado como una señal de su elección de entre las naciones. Antes, los días sagrados deben ser observados en razón de los ‘elementos del universo’ que dirigen el curso de las estrellas y también prescriben minuciosamente el orden del calendario. . . La 'filosofía' hizo uso de los términos que se derivan de la tradición judía, pero que se ha transformado en el crisol de sincretismo que se sujeta al servicio de ‘los elementos del universo’.
[20]        En el mundo antiguo había la creencia generalizada de que ascetism y ayuno habilitarían una persona a acercarse de una deidad y recibir divina revelation.[21] En el caso de la "filosofía" colosense, los tabúes nutricionales y la observancia de tiempos sagrados aparentemente considerados como expresión de sometimiento a la adoración y de los poderes cósmicos (elementos) del universo.
La advertencia de Pablo contra los "preceptos" de los falsos maestros no puede interpretarse como una condena de las leyes mosaicas relativas a alimentación y festivales, ya que lo que el Apóstol condena no es las enseñanzas de Moisés, sino su uso pervertido por falsos maestros colosenses. Un [i]precepto[/i] no es anulado por la condena de su perversión.

       [b]Sombra de la Realidad[/b]. Pablo continúa su argumento en el verso siguiente, diciendo: " todo lo cual es sombra de lo que ha de venir; pero el cuerpo es de Cristo" (Col 2:17). ¿A qué hace el pronombre relativo "estos" (ha en griego) se refiere? ¿Sería a las cinco prácticas mencionadas en el verso anterior o al "preceptos" (dogmata) en relación con estas prácticas promovidas por los falsos maestros?

       En un estudio anterior, yo argumenté por el primero, sugeriendo que Pablo ubica las prácticas dietarias y la observancia de días "en su adecuada perspectiva con Cristo por medio del contraste de la sombra- cuerpo".

[22] Reflección adicional me ha llevado a cambiar de opinión y concordar con Eduard Lohse de que el pronombre relativo "estos" no se refiere a las cinco prácticas mencionadas como tales, sino más bien a los "preceptos" con respecto a esas prácticas promovidas por los falsos maestros.[23]

       The proponents of the Colossian “philosophy” presumably maintained that their “regulations” represented a copy, which enabled the believer to have access to the reality (“fullness”). In such a case, Pablo is turning their argument against them by saying that their regulations “are only a shadow of what is to come; but the substance belongs to Christ” (Col 2:17). By emphasizing that Christ is the “body” and the “head” (Col 2:17, 19), Pablo indicates that any “shadow” cast by the regulations has no significant value.

       [b]Una referencia a los "Preceptos"[/b]. Esta conclusión se apoya en dos consideraciones. En primer lugar, en el versículo 16, Pablo no está advertiendo contra los méritos o deméritos de la ley mosaica con respecto a la alimentación y festivales, pero en contra de los "preceptos" relativos a esas prácticas promovidas por los falsos maestros. Por lo tanto, es más plausible tomar "los preceptos", en lugar de las prácticas reales como el antecedente de "estos".

       En segundo lugar, en los versos que siguen inmediatamente, Paul sigue su advertencia en contra la doctrina engañosa, diciendo, por ejemplo, " Nadie os prive de vuestro premio, afectando humildad . . . "(Col. 2:18); "¿por qué, como si vivieseis en el mundo, os sometéis a preceptos tales como: No manejes, ni gustes, ni aun toques"(Col. 2:20-21). Ya que lo que precede y lo que sigue ese pronombre relativo "estos" se refieren a los "preceptos" de la "filosofía" colosense, lo más probable es que Pablo describe esta última como "sombra de lo que ha de venir" (Col 2:17).
       Los proponentes de la "filosofía" colosense presumiblemente mantienían  que sus "preceptos" representaban una copia, lo que permitía al creyente a tener acceso a la realidad ("plenitud"). En este caso, Pablo está convirtiendo su argumento en contra de ellos, diciendo que sus reglamentos solo eran una " sombra de lo que ha de venir, pero el cuerpo es de Cristo" (Col 2:17). Al resaltar que Cristo es el "cuerpo" y la "cabeza" (Col 2:17, 19), Pablo indica que cualquier "sombra" emitidos por los reglamentos no tiene un valor significativo.

        A la luz de las indicaciones anteriores, concluimos que lo que Pablo llama una "sombra" superada no es el sábado sino las engañosas enseñanzas de la "filosofía" colosense que promovía prácticas dietéticas y observancia de tiempos sagrados como recursos auxiliares a la salvación.

[b](5) El Sábado en Colosenses 2:16[/b]

       Los "preceptos" abogados por la "filosofía" colosense no solo tenían que ver con "comidas o bebidas", pero también con tiempos sagrados que son referidos como " días de fiesta, luna nueva o días de reposo" (Col. 2:16). Los comentaristas concuerdan en que estas tres palabras representan una secuencia lógica y progresiva (anual, mensual y semanal), así como una enumeración exhaustiva de los tiempos sagrados. Esta interpretación es validada por la aparición de estos términos en secuencia análoga o inversa cinco veces en la Septuaginta y otras veces en otro tipo de literatura.[24]
       Algunos veen los "sábados-[i]sabbaton[/i]" como una referencia a los sábados ceremoniales anuales y no al sábado semanal (Lev 23:6-8, 21, 24, 25, 27, 28, 37, 38).[25] Este punto de vista, sin embargo, rompe la lógica y la secuencia progresiva e ignora el hecho de que en la Septuaginta el sábado ceremonial anual nunca es designado simplemente como "sábado" ([i]sabbaton[/i]), pero siempre con el expresión compuesta "sábado de sábados" ([i]sabbata sabbaton[/i]). Indicaciones como muestran convincentemente que el término "[i]sabbaton[/i]" que se utiliza en Colosenses 2:16 no puede referirse a cualquiera de los sábados ceremoniales anuales.

        [b]Días de la semana[/b]. La forma plural "Sábados" ([i] sabbaton[/i]) se utiliza en la Escritura para designar no sólo el sábado del séptimo día, sino también la semana en su conjunto (en la Septuaginta griega en Sal. 23:1, 47:1; 93:1; Marcos 16:2 y Lucas 24:1; Hechos 20:7). Este hecho sugiere la posibilidad de que el término “sábado" puede referirse a los días de semana como un todo.[26] La última opinión se armoniza mejor con la secuencia de la enumeración que sugiere festivales de carácter anual, mensual y semanal.
       Una secuencia similar, aunque en orden inverso, es dada por Pablo en Gálatas 4:10 donde el se opone a enseñanza sorprendentemente semejante que incluía la observancia de "días, y meses, y las estaciones, y años." El hecho de que la lista de Gálatas empieza con "días" ([i]hemeras[/i], plural) sugiere la posibilidad de que los "sábados", en Colosenses también puede referirse a los días de semana, en general, y no el sábado del séptimo día, en particular.
       Suponiendo que en aras de la investigación que los "sábados", en Colosenses, de hecho hace referencia o incluyen el día de sábado, la cuestión que hay que considerar es la siguiente: ¿Qué tipo de observancia sabática los falsos maestros abogarían? Los datos fornecidos por Colosenses son demasiado escasos para responder a esta pregunta de manera concluyente. Sin embargo, la naturaleza de la herejía nos permite concluir que el énfasis rigorosista sobre  observancia de normas dietéticas, sin duda, debría transferirse para la observancia del sábado también. La veneración de "los elementos del universo" afectaría también la observancia del sábado y de los tiempos sagrados, ya que se creía comúnmente que los poderes astrales, que dirige las estrellas, controlan tanto el calendario como las vidas humanas.[27]
       Sabemos que en el mundo pagano sábado era considerado como un diá de mala suerte a causa de su asociación con el planeta Saturno.[28] En vista de las supersticiones astrales asociados a los días de la semana, cualquier observancia sabática promovida por los maestros ascetas colosenses-conocidos por su culto de los elementos del mundo-sólo podía haber sido de un tipo riguroso y supersticioso. Una advertencia en contra ese tipo de observancia sabática supersticiosa por Pablo habría sido no sólo adecuada, sino también deseable. En este caso, Pablo podía atacando, no el [i]principio[/i] de observancia del sábado, pero su [i]función pervertida[/i] y la [i]motivación[/i] que adulterõ la base de la salvación. Esta conclusión se ve confirmada por otros dos pasajes paulinas (Rom 14:4-5; Gál 4:10) que consideraremos en seguida.

 PARTE 2

El sábado en romanos y GALATIANS

(1) El Sábado en Romanos

        El Sábado no se menciona específicamente en Pablo's epístola a los romanos. Sin embargo, en el capítulo 14, el Apóstol distingue entre dos tipos de creyentes: la "fuerte" que cree "que puede comer cualquier cosa" y la "débil" que comían sólo "hortalizas" y no bebió vino (Rom 14:2, 21) . La diferencia se extiende también a la observancia de días, como se indica en la declaración de Pablo: "Un hombre estima un día como mejor que otro, mientras que otro hombre estima todos los días por igual. Deja que cada uno sea plenamente convencido en su propia mente "(Rom 14:5).

        Muchos cristianos sostienen que el Sábado semanal dentro del alcance de esta distinción, respetando días. Se presume que los "débiles" los creyentes estimado el sábado mejor que otros días, mientras que "el fuerte", el Sábado tratada como el resto de los días de la semana. Por ejemplo, la Iglesia de Dios en todo el mundo utiliza Romanos 14:5 sostener que "Pablo Gentile no enseñar a los cristianos a mantener el día de reposo. Él en realidad les dijo que el sábado no es un ámbito en el que deben ser juzgados. "29" Eso es porque algo ha ocurrido para cambiar la base de nuestra relación con Dios. . . La crucifixión y resurrección de Jesucristo. Debido a que, en el Antiguo Pacto leyes llegó a su fin. Días ya no son un asunto para juzgar el comportamiento. "30 En el mismo sentido, Ratzlaff llega a la conclusión de que" los' días' mencionados en este capítulo [Rom 14:5] de que algunos' sentido 'y' observar 'con respecto a otros días, probablemente Sábado días, aunque las pruebas no son concluyentes. "31

        No referencia a ley mosaica. El Sábado puede ser legítimamente leer en este pasaje? La respuesta es "¡No!" Por al menos tres razones. En primer lugar, el conflicto entre los "débiles" y la "fuerte" sobre la dieta y los días no se puede remontarse a la ley del mosaico. El "hombre débil" que "sólo come verduras" (Rom 14:2), las bebidas no vino (Rm 14:21), y "un día que estima mejor [al parecer por el ayuno] de los otros" (Rom 14:5) No apoyo a la reclamación como consecuencia de la condena del Antiguo Testamento. En ningún otro caso de la ley del mosaico de prescribir el vegetarianismo estricto, el total de la abstinencia de fermentación y el vino sin fermentar, 32 y una preferencia por el ayuno días.

        Del mismo modo, el "hombre fuerte" que "cree que puede comer cualquier cosa" (Rom 14:2) y que se "estima por igual todos los días" no es la afirmación de su libertad a partir de la ley del mosaico de creencias, sino de asceta al parecer derivados de los movimientos sectarios. Entonces toda la discusión no es acerca de la libertad de observar la ley frente a la libertad de su observancia, pero se refiere a "unessential" escrúpulos de conciencia dictadas no por preceptos divinos, sino por humanos convenios y supersticiones. Dado que estas diferencias de convicciones y prácticas no menoscabar la esencia del Evangelio, Pablo aconseja la tolerancia y el respeto mutuo en la materia.

        Mosaico que la ley no está en juego en Romanos 14, se indica también el término "koinos-común" que se utiliza en el versículo 14 para designar "impura", la alimentación. Este término es radicalmente diferente de la palabra "akathartos-impuro" que se utiliza en Levítico 11 (Septuaginta) para designar productos alimenticios ilegales. Esto sugiere que la controversia no es más de carne que era ilegal según la ley mosaica, sino de carne que de por sí es lícito comer sino a causa de su asociación con el ídolo de culto (cf. 1 Cor 8:1-13) fue considerado por Algunos como "koinos-común", es decir, que debe evitarse por los cristianos.

        Un segundo punto a señalar es que Pablo se aplica el principio básico de "observar que en honor del Señor" (Rom 14,6) sólo para el caso de la persona "que se observa el día." Él nunca dice lo contrario, a saber, " El hombre que estima todos los días igual, estima que en honor del Señor. "En otras palabras, con respecto a la dieta, Pablo enseña que se puede honrar al Señor por tanto de comer y por la abstención (Rom 14,6), pero con respecto A los días, que ni siquiera admitir que la persona que considera todos los días por igual lo hace para el Señor. Por lo tanto, Pablo no da su respaldo a quienes todos los días estimados por igual.

        observancia del sábado: Para los "débiles" Creyentes? Por último, si, como presume en general, es la "debilidad" creyente que observaron el Sábado, Pablo se clasifica a sí mismo con el "débil", ya que observó el sábado y otras fiestas judías (Hechos 18:4, 19, 17:1, 10 , 17; 20:16). Pablo, sin embargo, puntos de vista a sí mismo como "fuerte" ( "Somos nosotros los que son fuertes"-Rom 15:1), por lo tanto, no puede haber sido el pensamiento de observancia del sábado cuando habla de la preferencia sobre los días.

        El apoyo a esta conclusión también es proporcionada por el consejo de Pablo: "Que cada uno sea plenamente convencido en su propia mente" (Rom 14:5). Es difícil ver cómo Pablo podría reducir la observancia de los días sagrados, como el sábado, la Pascua, Pentecostés y a una cuestión de convicción personal sin tener que explicar las razones de ello. Esto es especialmente sorprendente, ya que él trabaja a fondo para explicar por qué la circuncisión no es vinculante para los gentiles.

        Si Pablo enseñó a sus gentiles convertidos al respecto observancia del sábado como una cuestión personal, judíos cristianos fácilmente habría atacado a su temeridad en el día de reposo dejando a un lado la ley, tal como lo hicieron con respecto a la circuncisión (Hechos 21:21). El hecho de que no hay ningún indicio de ese tipo de controversia en el Nuevo Testamento indica que Pablo nunca observancia del sábado desalentado o alentado Sundaykeeping instead.33

        Pista n de los conflictos. La preferencia sobre los días en Romanos presumiblemente tenía que ver con la rápida días en lugar de fiestas, ya que el contexto se refiere a la abstinencia de carne y el vino (Rom 14:2, 6, 21). El apoyo a este punto de vista es proporcionado por el Didache (cap. 8), que pide a los cristianos a la rápida el miércoles y el viernes en lugar de lunes y jueves como los Judios.

        Pablo se niega a deliberar sobre los asuntos privados, como el ayuno, porque él reconoce que los ejercicios espirituales se puede realizar de diferentes maneras por diferentes personas. Lo importante para Pablo es el de "perseguir lo que hace por la paz y por mutuo upbuilding" (Rom 14:19).
        Si el conflicto en la Iglesia romana había sido más de la observancia de días santos, el problema habría sido aún más de manifiesto que el que más de la dieta. Después de todo, los hábitos alimentarios son un asunto privado, el descanso sabático, pero es un público, el ejercicio religioso de toda la comunidad. Cualquier desacuerdo en este último habría sido no sólo notable, sino también inflamatoria.
 

El hecho de que Pablo dedica 21 versos a la discusión de los alimentos y menos de dos versos (Rom 14:5-6) a la de días sugiere que este último es un problema muy limitado para la Iglesia Romana, supuestamente porque tenía que ver con Privado convicción sobre el mérito o demérito de hacer ciertos ejercicios espirituales, como el ayuno de algunos días específicos.

        En el mundo romano hubo una supersticiosa creencia de que ciertos días eran más favorables que otras para la realización de algunos proyectos específicos. Los Padres reprendió a los cristianos con frecuencia para la adopción de tal superstición mentality.34 Posiblemente, Pablo alude a este tipo de problema, que en su época era todavía demasiado pequeño para merecer tanta atención. Dado que estas prácticas no menoscabar la esencia del Evangelio, Pablo aconseja la tolerancia y el respeto mutuo en la materia. A la luz de estas consideraciones, llegamos a la conclusión de que no es posible que observancia del sábado se incluye en el "día" de Romanos 14:5.
 

(2) El Sábado en Gálatas

        En Gálatas, como en los romanos, no hay ninguna referencia específica al Sábado. Pablo menciona, sin embargo, que algunos cristianos Galatian habían circuncidado (Gal 6:12; 5:2) y ha comenzado a "observar días, y meses, y las estaciones, y los años" (Gal 4:10).
        En muchos aspectos, la polémica en Gálatas 4:8-11 es sorprendentemente similar a la de Colosenses 2:8-23. En ambos lugares la supersticiosa observancia de la sagrada veces se describe como la esclavitud de los "elementos". En Gálatas, sin embargo, la denuncia de los "falsos maestros" es más fuerte. Son considerados como "maldito" (Gálatas 1:8, 9) por ser la enseñanza de un "evangelio diferente." Su enseñanza, que la observancia de los días y las estaciones del año era necesario para la justificación y salvación pervertido el corazón del evangelio (Gal 5 : 4).

        Pagan Días o Sábado Día? La cuestión que hay que abordar es si los "días" ([/ i] hemerai [/ i]-Gal 4:10) observada por los Gálatas supersticiones paganas fueron las vacaciones o el día de Sábado bíblico. Algunos estudiosos sostienen sobre la base del paralelo pasaje de Colosenses 2:16, donde "sábados" se hace referencia explícita, que los "días" mencionados en Gálatas fueron los Bíblica séptimo día Sabbaths.35

        Ratzlaff afirma categóricamente este punto de vista diciendo: "Tenemos una clara referencia al séptimo día Sábado en este pasaje [Gálatas 4:10] por las siguientes cuatro razones. (1) El contexto de la carta a los Gálatas, en particular el capítulo 4, se trata de aquellos "que quieren estar bajo la ley." Pablo (2) el uso de "cosas elementales" por lo general, aunque no siempre, que se refieren a Que figura en el antiguo pacto. (3) La observación se Gálatas días, meses, estaciones y años, lo cual impone de nuevo a sí mismos en el marco del antiguo pacto de la ley. (4) Estas convocatorias se enumeran en orden. "36

        Comparación de Colosenses 2:16 y Gálatas 4:10. El problema fundamental con Ratzlaff cuatro razones es que se basan en suposiciones gratuitas y no en un análisis cuidadoso de el contexto. En el contexto inmediato, Pablo recuerda a los Gálatas que, en sus días pre-cristiana que "fueron esclavos a los espíritus elementales del universo" (Gálatas 4:3). Los "espíritus elementales-stoikeia tou kosmou" no tienen nada que ver con el Antiguo Pacto ya que la ley mosaica era desconocido a los Corintios en sus días paganos. La mayoría de los estudiosos interpretar los "elementos" como los elementos básicos de este mundo, como la tierra, el agua, el aire y el fuego, o astral dioses paganos que se acreditaron con el control humano destiny.

37  El contexto indica claramente que Pablo reprende los Gálatas para convertir de nuevo a sus días paganos por volver a su calendario pagano. Así, la cuestión no es su adopción de judíos Días Santos, pero su regreso a la observación de las supersticiones paganas días. Pablo hace que este punto no claramente: "Antes, cuando no conocía a Dios, que están en situación de servidumbre a los seres que por naturaleza no son dioses, pero ahora que ha llegado a conocer a Dios, o más bien a ser conocido por Dios, ¿cómo puede Gire de nuevo a los débiles y beggarly espíritus elementales, cuyos esclavos que quiere ser una vez más? Usted observar días, y meses, y las estaciones, y los años! Me temo que he trabajado más de usted en vano "(Gálatas 4:8-10).
 

        Dos recientes artículos de Troy Martin, publicado en Estudios del Nuevo Testamento y de la Revista de Literatura Bíblica, hacer una contribución significativa a la comprensión del pasaje que se examina. Martin señala que el tiempo de mantenimiento de sistema se encuentran en Gálatas 4:10 ( "días y meses y temporadas, y los años") es claramente diferente de la que se encuentra en Colosenses 2:16 ( "un festival o una luna nueva o días de reposo "). El autor muestra que si bien la lista en Colosenses 2:16 es, sin duda, judío, debido a que el temporal de las categorías de fiesta, luna nueva, y los Sábados son características del calendario religioso judío, en la lista de Gálatas 4:10 "días, y meses, y Estaciones y años "" describe un calendario pagano inaceptable para Pablo y sus comunidades. "38

        Martin llega a esta conclusión, no sólo mediante el examen de la estructura temporal de los calendarios paganos, 39 pero sobre todo el contexto inmediato donde Pablo condena los Gálatas' intento de regresar a sus prácticas paganas (Gálatas 4:8-9) por volver a la utilización de sus pagana Calendario. "En el contexto inmediato se establece claramente, Pablo está preocupado de que ha trabajado para los Gálatas en vano, ya que han regresado a sus antiguos paganos vida como demuestra su renovado antes de la conversión de cómputo de tiempo. Debido a su asociación con la idolatría y las falsas deidades, que marca el tiempo de acuerdo a este esquema pagano equivale a rechazar el evangelio de Pablo y el único verdadero Dios que se proclama (Gálatas 4:8-9). Gálatas 4:10, por lo tanto, se establece que cuando los Gálatas aceptado el evangelio de Pablo con su aversión a la idolatría (Gal 4:8), que descartan sus pagano método de cálculo del tiempo. . . . Una comparación de estas listas demuestra que la conversión de Pablo Gentile del evangelio implica el rechazo de los regímenes de idólatra pagano temporal a favor de los judíos calendario litúrgico. "40

[Se llegó a la conclusión en el próximo marco]

Gentiles "Aprobación del calendario judío. Troy Martin's conclusión, de que los gentiles "conversión al Evangelio participan el rechazo de su calendario pagano basado en el culto idólatra de muchos dioses y de la aprobación del calendario religioso judío que había sido transformada por la venida de Cristo, representa en mi Habida cuenta de un avance significativo en la comprensión de la continuidad entre el judaísmo y el cristianismo.
 

        Pablo's tiempo referencias reflejan claramente su aprobación del calendario religioso judío, aunque modificado y transformado por la venida de Cristo. Por ejemplo, en 1 Corintios 16:2, Pablo recomienda un plan de recaudación de fondos para la iglesia de Jerusalén que consiste en, por la que se aparte un poco de dinero en casa kata mian sabbaton, es decir, "cada primer día del Sábado." El hecho de que Pablo se refiere Para el primer día de la semana judía por la designación de "primer día del Sábado", y no por el nombre pagano imperante muere solis-Día del Sol, revela que enseñó a sus gentiles conversos para regular su vida por el calendario judío.

        En la misma epístola, Pablo construye un elaborado argumento basado en la fiesta de Pascua y los Acimos, a fin de exhortar a los Corintios, "Vamos a seguir la fiesta" (1 Cor 5:6-8). Todo el argumento y la exhortación a mantener la Pascua habría tenido sentido a la congregación de Corinto Gentile menos que Pablo había enseñado acerca del calendario religioso judío. A la luz de estas consideraciones, llegamos a la conclusión, con Martin, que "aunque el temporal referencias que se hacen en las cartas de Pablo son escasos, 1 Corintios proporciona fuerte evidencia de la aprobación de Pabloine la práctica judía de que el tiempo marcado por las fiestas y los Sábados." 41

        La adhesión a los cristianos calendario judío es especialmente evidente en el libro de los Hechos. En repetidas ocasiones, Pablo proclama el Evangelio en las sinagogas y en el exterior en el Sábado (Hechos 13:14, 44, 16:13, 17:2). En Troas, Pablo habla a los creyentes en el primer día de sábado (mia ton sabbaton) (Hechos 20:7). "La imagen de Pablo en Hechos", como señala Martín, "suministros de pruebas claras de que los cristianos marca el tiempo por segmentos de las fiestas y los Sábados." 42 Esta conclusión se ve claramente el apoyo de Colosenses 2:16, donde se encuentra el estándar de nomenclatura judía anual Fiestas, nuevas lunas mensuales, semanales y Sábados.

        El hecho de que Pablo Gentile enseñó a sus congregaciones a rechazar su calendario pagano, donde los días se nombre a los dioses y planetaria meses después de deificado emperadores, y a contar el tiempo según el calendario religioso judío, no significa necesariamente que él les enseñó a la práctica Rituales religiosos judíos. Los romanos sí reemplazado justo antes de que el origen del cristianismo de sus "ocho días a la semana-nundinum" con el judío de siete días a la semana y aprobada en el primer siglo, el judío sábado como su nuevo día para el descanso y la fiesta, sin la consiguiente aprobación de la judía Rituals.43 De la misma manera, Pablo enseñó a sus Gentile convierte a contar el tiempo según el calendario religioso judío sin esperar a la práctica de los rituales asociados a ella. Un buen ejemplo es Pablo's discusión de la nueva significado de las fiestas de Pascua y los Panes sin Levadura, a la luz del acontecimiento de Cristo (1 Cor 5:6-8) .44

        La motivación supersticiosa. Nuestra discusión anterior muestra que el temporal de las categorías Gálatas 4:10 ( "días y meses y temporadas, y los años") son paganas y no judíos, al igual que la lista se encuentra en Colosenses 2:16. Sostener, como hace Ratzlaff, que los Gálatas estaban observando el Antiguo Pacto Días Santos los medios de ignorar el contexto inmediato donde Pablo habla de paganos categorías temporales a los Gálatas, que se marcha atrás de nuevo.

        La Gálatas' observancia de los tiempos paganos sagrado fue motivada por las creencias supersticiosas de influencias astrales. Esto es sugerido por Pablo acusación de que su adopción de estas prácticas equivale a un retorno a sus antiguos paganos sometimiento a los demonios y espíritus elementales (Gálatas 4:8-9).

        Pablo's preocupación es no exponer a las ideas supersticiosas adjunta a estas celebraciones, pero reto a todo el sistema de salvación, que los Gálatas "falsos maestros habían ideado. Por acondicionado justificación y aceptación con Dios a cosas tales como la circuncisión y la observancia de los días paganos y estaciones, los Gálatas estaban haciendo la salvación depende de la realización humana. Esto de Pablo fue una traición del Evangelio: "Usted está separado de Cristo, que se justifica por la ley, que ha caído fuera de la gracia" (Gálatas 5:4).

        Es en este contexto en el que Pablo denuncia de la observancia de los días y las estaciones debe ser entendido. Si las motivaciones para estas celebraciones no había socavado el principio vital de la justificación por la fe en Jesucristo, Pablo sólo han recomendado la tolerancia y el respeto, como lo hace en Romanos 14. La motivación de estas prácticas, sin embargo, muy adulterado el terreno de la salvación. Así, el Apóstol no tuvo más remedio que rechazar con firmeza a ellos. En Gálatas como en Colosenses, entonces, no es el principio de observancia del sábado que Pablo se opone, sino más bien el uso pervertido de culto observaciones, que fueron diseñadas para promover la salvación como un logro humano más que como un don divino de la gracia.

Conclusión

        Varias conclusiones surgen de este estudio de la actitud de Pablo hacia la ley, en general, y el sábado, en particular.
        En primer lugar, los tres textos (Col 2:14-16; Rom 14:5, Gálatas 4:10) generalmente aportadas como prueba de Pablo's repudio del sábado no se ocupan de la validez o invalidez de el Sábado mandamiento para los cristianos, pero , Más bien, con el asceta y prácticas que socavan culto (especialmente en Gálatas y Colosenses), el principio vital de la justificación por la fe en Jesucristo.

        En segundo lugar, en el pasaje crucial de Colosenses 2:16, la advertencia de Pablo no está en contra de la validez de observar el Sábado y las fiestas como tal, sino contra la autoridad de los maestros falsos de legislar sobre la forma de su observancia. Implícitamente, Pablo aprobación expresa más que la desaprobación de su observancia. Cualquier condena tuvo que ver con una perversión más que un precepto.

        En tercer lugar, Pablo tolerancia con respecto a la dieta y los días (Rom 14:3-6) indica que no han promovido el abandono del sábado y la aprobación del domingo en lugar observancia. Si lo hubiera hecho, se habría tropezado con interminables controversias Sábado defensores, en especial entre los judíos cristianos. La ausencia de cualquier rastro de esa polémica es tal vez la prueba más elocuente de Pablo respeto a la institución del Sábado.

        En el análisis final, la actitud de Pablo hacia el día de reposo no deben ser determinados sobre la base de su denuncia de los herejes y supersticiosos conmemoraciones que pueden haber influido en observancia del sábado, sino más bien sobre la base de su actitud general hacia la ley.
        El hecho de no comprender que Pablo rechaza la ley como método de salvación, pero se mantiene como un estándar moral de la conducta cristiana ha sido la causa fundamental de gran parte de la incomprensión de la actitud de Pablo hacia la ley, en general, y hacia el sábado, en Particular. De mayo de este estudio contribuirá a aclarar este malentendido y nos permite descubrir, con Pablo, que "la ley es buena, si uno la usa legítimamente" (1 Tim 1:8).
 

NOTAS

1. Durante un breve estudio histórico de esta interpretación, véase Samuele Bacchiocchi, "Pablo y el Sábado", en Del Sábado al Domingo (Roma, 1977), Apéndice, pp. 339-343.

2. Pablo K. Jewett, El Día del Señor: Una Guía para la Teológico Cristiano Día de Culto (1971), p. 45.

3. "El sábado en los actos y las Epístolas," Estudio de la Biblia preparada por la Iglesia de Dios en todo el mundo y publicado en su página web (www.wcg.org, septiembre, 1998), p. 2.

4. Ibíd.

5. Dale Ratzlaff, Sábado en Crisis: Transferencia / Modificación? Reforma / Continuación? Cumplimiento / Transformación? (Applegate, California, 1990), pp. 173-174.

6. Ibíd., P. 174.

7. Comentando sobre Colosenses 2:14,15, Ratzlaff escribe: "¿Cuál fue el" certificado de deuda "o" decretos ", que se clavado en la Cruz? En el contexto, Pablo ha estado hablando acerca de la antigua alianza "(nota 5, p. 156). Esto no puede ser verdad, porque en el contexto Pablo Colossian refuta la afirmación de la herejía por la plenitud de Dios el perdón.

8. Dale Ratzlaff (nota 5), pp. 155-156.

9. Ibíd., P. 156.

10. Ibíd., Pp. 156-161.

11. Eduard Lohse, Un Comentario de la Epístolas a los Colosenses y Philemon (1971), p. 116. En una línea similar, Herold Weiss destaca que en la argumentación de Pablo (Col 2:8-19), la ley "no juega ningún papel en absoluto" ( "El Derecho en la Epístola a los Colosenses," El Bíblica Católica Quarterly 34 [ 1972]: 311).

12. Douglas R. De Lacey, "El Sábado / domingo de preguntas y de la Ley en el Pabloine Corpus",
De reposo para el Día del Señor. Un bíblicos, históricos, teológicos y de Investigación, ed. Donald A. Carson (1982), p. 173. El énfasis es nuestro.

13. Para una larga lista de comentaristas que interpretan la cheirographon ya sea como el "certificado de deuda" como resultado de nuestras transgresiones o como "el libro que contiene el acta de pecado", véase Samuele Bacchiocchi, De sábado a domingo. Una de Investigación Histórica de la Subida del domingo temprano en el cristianismo Observancia (Roma, 1977), Apéndice, pp. 349-350.

14. Martín Lutero, "Gran die himmlischen Propheten", en su Sämtliche Schriften, ed. Por Johann Georg Walch (1890), vol. XX, col. 148.

15. Dale Ratzlaff (nota 5), p. 163.

16. Ibíd., Pp. 161-162.

17. Douglas R. De Lacey (nota 12), p. 182.

18. Ibídem, pág. Énfasis es nuestro.

19. Troy Martin, "Pagan y judeo-cristiana de mantenimiento de los sistemas de tiempo en Gálatas 4:10 y Colosenses 2:16," Nuevo Testamento Estudios 42 (1996), p. 111.

20. Eduard Lohse (nota 11), p. 155.

21. Para los textos y la discusión, véase G. Bornhamm, "Lakanon," Diccionario Teológico del Nuevo Testamento, ed. Gerhard Kittel (Grand Rapids, 1967), vol. 4, p. 67; J. Behm también escribe en el mismo Diccionario Teológico del Nuevo Testamento, IV, p. 297: "Los griegos y los romanos sabían que la abstención hace receptivos a extático revelaciones".

22. Para una discusión de Colosenses 2:17, véase Samuele Bacchiocchi, De sábado a domingo (nota 1), pp. 356-357.

23. Eduard Lohse (nota 11), p. 116.

24. Véase la Septuaginta, el 2 de cron 2:4, 31:3; Neh 10:33; Ezequiel 45:17; Os 2:11. También Jub 1:14; Jos Ber. 3:11; Justino, Diálogo con Trypho 8:4.

25. Véase, El Séptimo día Comentario Bíblico Adventista (Washington, DC, 1957), vol. 7, pp. 205-206.

26. Esta es la opinión de Nobert Hugedé, Commentaire de L'Epître aux Colossiens (1969), p. 144. Por el uso plural de "Sábados" para designar a la semana en su conjunto, véase Eduard Lohse (nota 11), pp. 7, 20.

27. Günter Bornhamm hace hincapié en este punto de vista cuando escribe: "Pablo menciona Luna Nueva y el Sábado (Col 2,16), días, meses, temporada, y los años (Gal 4:10), es decir, en cada caso, días y temporadas que no superan Bajo el signo de la historia de la salvación, pero bajo el signo de los periódicos ciclos de la naturaleza, es decir, lo que corresponde al movimiento de las estrellas "(" La herejía de los Colosenses, "en Fred Francis O. y Wayne A. Meeks, eds ., Conflicto en Colosas, SBL Fuentes de Estudio Bíblico 4, 1973, p. 131).

28. Textos y debate se encuentran en Samuele Bacchiocchi, De sábado a domingo (nota 1), pp. 173f. Y 243.

29. "Pablo y el sábado," Estudio de la Biblia preparada por la Iglesia de Dios en todo el mundo y publicado en su página web (www.wcg.org, septiembre, 1998), p. 1.

30. "El sábado en los actos y las Epístolas," Estudio de la Biblia preparada por la Iglesia de Dios en todo el mundo y publicado en su página web (www.wcg.org, septiembre, 1998), p. 2.

31. Dale Ratzlaff (nota 5), p. 169.

32. El voto del Nazareo incluyó la abstención de todos los productos vitícolas (Num 6:2-4). Esto, sin embargo, era un voto voluntario y temporal. Algunos, como Samuel (1 Sam 1,11) y Juan el Bautista (Lucas 1:15) se nazaríes para toda la vida. Pero no tenemos ningún registro de una persona que tome el voto voluntariamente para toda la vida. Votos perpetuos fueron tomadas por los padres a favor de los niños. Los Recabitas llevaron una vida nómada en tiendas de campaña y se abstuvo en todas las bebidas tóxicas (Jer 35:1-19). Para un estudio sobre la enseñanza bíblica en relación con el uso de bebidas alcohólicas, véase Samuele Bacchiocchi, Vino en la Biblia (Berrien Springs, Michigan, 1989). Mi estudio muestra que la Biblia desaprueba el uso de vino fermentado, pero aprueba el consumo de vino sin fermentar, comúnmente llamado "jugo de uva".

33. Pablo K. Jewett sabiamente reconoce que "si Pablo había introducido Domingo culto entre los gentiles, parece probable judío oposición habría acusado a su temeridad en el establecimiento de lado la ley del sábado, como fue el caso con el rito de la circuncisión (Hechos 21: 21) "(nota 2), p. 57.

34. Para los textos y la discusión, véase Samuele Bacchiochi, de sábado a domingo (nota 1), p. 254.

35. Véase, por ejemplo, Willy Rordorf, domingo: La historia del Día de descanso y Culto en la Primeras siglos de la Iglesia cristiana (1968), p. 131 (1969), p. 183.

36. Dale Ratzlaff (nota 5), p. 165.

37. Para una discusión académica de opiniones sobre el significado de stoicheia, véase Samuele Bacchiochi, de sábado a domingo (nota 1), pp. 344-345.

38. Troy Martin (nota 19), p. 119. Véase también idem, "Pero Que Todos Discernir el Cuerpo de Cristo (Colosenses 2:17)," Diario de Literatura Bíblica 114 / 2 (1995), p. 255.

39. Para una discusión de la agenda pagana, véase también EJ Bickerman, Cronología del mundo antiguo (Ithaca, Nueva York, 1968), pp. 70-79.

40. Troy Martin (nota 19), pp. 117, 119.

41. Ibíd., Pp. 108-109.

42. Ibíd., P. 109.

43. El romano aprobación de los siete días de la semana planetaria antes del comienzo del cristianismo se debatió en detalle en Samuele Bacchiochi, de sábado a domingo (nota 1), pp. 238-251.

44. Para un análisis de la observancia y el significado de la Pascua / Panes sin Levadura, en el Nuevo Testamento, véase Samuele Bacchiocchi, Festivales de Dios en la Escritura y la Historia: Tomo 1: Las Fiestas de Primavera (Berrien Springs, Michigan, 1995), pp. 75-77.
 


 Click aqui para volver a la página inicial

 Ministerio en Español

Se desejar se comunicar com o autor, mande um e-mail para o link em baixo:

Professor Azenilto G. Brito
Ministério Sola Scriptura profazenilto@hotmail.com

*************************** 

Outras Opções


profazenilto@hotmail.com



Clique aqui para ir para a página do Prof. Azenilto ARTES CULINARIAS

  Clique aqui para para ir para a página de Historietas-Didaticas"

Clique aqui para ver artigos sobre Os"DEBATES CATÓLICOS"

Clique aqui para ver artigos sobre as "DOUTRINAS CATÓLICAS"

 Clique aqui para ver artigos sobre  SÁBADO OU DOMINGO

 Click aqui para ver artigos sobre a "Imortalidade"

 Click aqui para ler sobre as leis dietéticas

 Click aqui para ver artigos sobre as divisões das leis

 Clique aqui para voltar aos outros artigos

 Clique aqui para ir para os Artigos Numerados

 Clique aqui para ir para a página de livros.

 Ministerio Sola Scriptura